septiembre 14, 2022

Pasos para crear una tienda online o ecommerce .

Si quieres participar en la venta online te damos los pasos a seguir para desarrollar un e-commerce correcto. Compartimos una compilación de consejos para cumplir con la metodología adecuada, conseguir un buen equipo de desarrollo de ecommerce y asentar el proyecto.

Forma una estrategia digital

Se puede comenzar con una idea previa o completamente desde cero. Siempre conviene definir de forma precisa la estrategia para iniciar el trabajo con una base sólida y consensuada mediante una fase de análisis. Esto te permitirá evaluar la viabilidad económica, elaborar cronogramas, definir objetivos y ponerte manos a la obra con los pasos para crearla.

Debemos también definir puntos muy importantes como:

Producto

Debemos formalizar los bienes o servicios que se van a ofrecer en la tienda online. Así como su precio, variaciones y categorías. Es muy importante fijar también el tipo de empresa que será, como una tienda de ropa, electrónica, agencia de viajes, etc.

Target

Es vital definir un público objetivo al que dirigirse. Es decir, elegir el buyer persona o cliente ideal de los artículos a vender.

Imagen

Debemos construir una imagen de marca, una identidad con la que presentarse, como el naming, colores corporativos y el logotipo.
Es muy conveniente realizar un estudio de la competencia para evaluar cómo se presentan en internet y tenerlo en cuenta para fijar el posicionamiento propio.

Formato

Hay múltiples plataformas para los ecommerce, por lo que es importante decidir qué modelo se desea. De ahí surgen los términos como ecommerce vs mcommerce, dependiendo de si será únicamente web, responsive, o mobile, mediante una app, PWA, etc.

Proveedor

Será el encargado de dar forma al ecommerce. Se puede apostar por un desarrollo propio, es decir hacerlo internamente, o recurrir a una agencia tecnológica para llevarlo a cabo.

Segundo paso para crear ecommerce: aspectos técnicos

Dominio y hosting

Ya definido el nombre de nuestra empresa, hay que adquirir un dominio acorde con el mismo.

A continuación, se deberá contratar el servicio de alojamiento web o hosting donde se instalará la tienda online.

¿Tecnologías de desarrollo?

Se puede optar por un desarrollo completamente a medida o recurrir a CMS populares más baratos, pero con limitaciones.

Para el comercio online es fundamental poseer un certificado de seguridad que garantice la protección de los datos de nuestros clientes.

Construir el diseño

Elegida la tecnología se realiza el diseño, teniendo en cuenta las limitaciones de cada una. Ya que, aunque los CMSs sean flexibles, no tienen la libertad de un desarrollo a medida.

En función del tema o plantilla se realiza el diseño pensando en UX y UI, sin olvidar que debe ser responsive para que se pueda utilizar en varios dispositivos.

Si no se tienen conocimientos de este campo es mejor que subcontratar este servicio para tener un e-commerce diferenciado. Ya que el mundo online conquista por lo visual y por la seguridad que aporte.

Es muy importante también invertir en un buen fotógrafo, para que el diseño no se vea estropeado por imágenes de baja calidad.

Debemos aportar de igual manera al consumidor: búsqueda simple, sencilla y efectiva, pocos clics, carrito y confirmación de compra, página de producto, formularios sencillos, etc.

Dale forma al desarrollo

Es hora de plasmar el diseño en la realidad. Desarrollar cada una de las pantallas para que todos los bienes y servicios que se ofrecen en la plataforma tengan su propio espacio.

Debemos cuidar cada detalle como la carga de contenidos o los productos personalizados, variaciones, hacer un front end, back end y back office lógicos y funcionales… Siempre teniendo en cuenta los factores de posicionamiento definidos, por ejemplo, respetando la jerarquía y estructura SEO mediante los H1, H2, H3…

Integraciones

Es importante recordar aquellas plataformas con las que quieres que se vincule tu tienda online. Hay múltiples opciones, pero entre las integraciones más populares encontramos:

  • Métodos de pago: Existen múltiples formas de pago, siendo algunos de los más conocidos pasarelas de pago y TPV virtuales. Lo mejor es seleccionar aquellas que más encajen con tu público y negocio.
  • CRM: Perfecto para llevar un control de los clientes del ecommerce, un espacio para almacenar sus datos, frecuencia de compra, etc. para poder contactar con ellos en el futuro o realizar campañas de marketing.
  • Google Analytics: Es la plataforma por excelencia para contabilizar las métricas de una web. Gracias a ella podrás conocer el tráfico, clics, conversiones, impresiones y mucho más de tu ecommerce.

Organizar la logística

Si vas a vender productos físicos es imprescindible contar con un servicio de envíos. Lo más común es contratar una empresa de logística o dropshipper. Así mismo, conviene tener en cuenta todos los costes de esto y definir aspectos como los gastos de envío y la política de devoluciones.

Legalización del proyecto

Desde el inicio del proyecto y antes de empezar a vender es importante tener en cuenta los pasos para crear una tienda online legalmente. Ya que hay varios factores que se deben regularizar para su correcto funcionamiento y evitar multas por incumplimiento.

Así mismo, no se pueden escapar aspectos como el certificado de seguridad, por ejemplo, el SSL, que ya hemos mencionado. Además de políticas de cookies y protección de datos o más leyes del comercio electrónico.

Lo mejor es contratar o pedir asesoramiento a un equipo legal. De esta manera se adaptarán a la situación concreta e indicarán cómo actuar de forma correcta y actualizada.

Lanzamiento y promoción

¡Ha llegado el momento de ofrecerlo directamente a los usuarios!. Para ello, es necesario hacer un despliegue para proceder a su publicación.

En caso de que el ecommerce sea en forma de app móvil habrá que subir la app a las tiendas de Play Store y App Store.

Se recomienda preparar una estrategia de marketing que dé a conocer la plataforma a su público objetivo. Algunas de estas acciones son: comunicados, email marketing, marketing de afiliación, publicidad offline u online en Google o Social Ads, etc.

Otra estrategia es dotar al ecommerce de recomendaciones y productos relacionados, para que los compradores vean contenido similar al que desean, influyendo directamente en UX.

Mantenimiento y SLA

Siempre hay que pensar a largo plazo, por lo que es beneficioso tener en cuenta diferentes opciones de soporte técnico y mantenimiento posterior. Gracias al soporte, se tendrá apoyo ante cualquier incidencia o error que pueda surgir en la plataforma.

El mantenimiento permitirá realizar futuros cambios y modificaciones para que la plataforma siga aumentando sus capacidades.

¿Estas interesado en un ecommerce?🤔 ¡Contáctanos!
Será un placer atenderte y queremos llevarte de la mano en la realización de tu proyecto con profesionalismo.😎

(Visited 10 times, 1 visits today)
Escoge los temas de tu preferencia

¡Suscribete a nuestro Newsletter!

Cargando
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram